Una frase del general Iroh

“Hojas de la vid,
Cayendo tan lento
Como frágiles conchas diminutas
A la deriva en la espuma
Niño soldado
Ven marchando a casa
Valiente niño soldado
Viene marchando a casa »

General Iroh
.