Una frase de Catherine Aird

«Si no puedes ser un buen ejemplo, entonces tendrás que ser una advertencia horrible».

Catherine Aird
.